Un sistema de conductos para cables incluye estructuras subterráneas (conductos, bocas de inspección, cajas). Si un sistema de comunicación óptica está instalado de esta manera, se puede instalar y substituir los cables y realizar su mantenimiento sin cavar en la tierra. Los cables instalados en conductos son resistentes a las condiciones climáticas y daños mecánicos. Pero un cable instalado en conducto puede sufrir daños por parte de roedores. Por lo tanto, se requiere una protección adicional – armadura de cinta de acero corrugado.